• facebook-ico
  • twitter-ico
  • googleplus-ico
  • linkedin-ico
  • youtube-ico
  • instagram-ico
  • pinterest-ico
977 323 470

Cómo evitar la oxidación de una puerta automática

Para evitar que se oxiden los automatismos y las hojas de una puerta automática es recomendable tomar unas pequeñas precauciones como las que exponemos a continuación. 

Evita el agua

En primer lugar, ya sabemos que el agua es el principal aliado del óxido. Por ello es importante que las puertas estén adecuadamente pintadas sin ningún recoveco visible y que el cuadro del automatismo esté protegido del agua. También debes evitar que aniden insectos dentro del cuadro electrónico pues pueden ocasionar desperfectos y acelerar el deterioro.

Lubrica bien las piezas móviles

Las piezas metálicas expuestas al rozamiento son las más sensibles ante la corrosión y pueden dar lugar a desperfectos graves en el automatismo. Para protegerlas de la corrosión y el rozamiento deben estar adecuadamente engrasadas. Comprueba el estado de los muelles. Fíjate en que estén limpios y que tengan la tensión adecuada. Si estimas que el mecanismo no funciona adecuadamente o hace ruidos extraños, ponte en contacto con un profesional.

Limpia las puertas

Para que no queden cercos de manchas que puedan acumular humedad, es necesario limpiar las puertas periódicamente. En función del tipo de puerta que tengas deberás utilizar unos productos u otros. Si la puerta tiene raíles, debes eliminar todo tipo de suciedad que se acumule en ellos y en las ruedas.